Aliathan

En este momento viene a mi cabeza varias reflexiones, que aunque aisladas, reflejan un poco lo que pienso y siento sobre “la memoria virtual” y  la imagen que he construido de mi misma en las redes sociales.

Soy usuaria de Flickr y Facebook. Aunque este ultimo lo cerré hace ya 8 meses porque reconocí que estaba perdiendo demasiado el tiempo viendo fotos y comentarios de los demás, estaba dejando de vivir afuera, para vivir desde mi computador. Cuando cerre mi perfil de Facebook, recuerdo que me preguntaron (quienes sean) como 5 veces si estaba totalmente segura de querer cerrar la cuenta. Era como si mi vida estuviera a punto de cambiar, como si me fuera a morir virtualmente. Entre esas preguntas, me dieron  la opción (no sé quien) de cerrar mi cuenta temporalmente. Es decir, toda la información que mas o menos por dos o tres años habia acumulado en mi perfil seria guardada intacta, y cuando quisiera volver, sería como si nunca me hubiera ido.

Todo esto me hizo pensar un poco sobre las fotografias, mensajes, comentarios, relationship status, e invitaciones a eventos que estaban en mi perfil de Facebook. Si decidía nunca volver, ¿qué pasaría con toda MI información? ¿ a quién le pertenecerían ahora mis recuerdos, esa parte de mi vida? ¿acaso los recuerdos se venden y se ceden a otros? No me gusta la idea de dejar una parte de mi vida flotando en medio de tanta basura virtual. Pero, parece que la unica forma de apropiarme (en el mas minimo sentido) de mi memoria, es atarme a una cuenta de Facebook, a quien sin saberlo, le cedí los derechos de mi memoria.

Siento que al abrir el perfil cree una imagen de mi misma que hasta hoy no estoy realmente muy segura de quien es realmente ella. Está pensada y construida a partir de todo lo que me gusta visualmente, mi musica favortia, el circulo de amigos en el que me muevo, las rumbas a las que voy, los links que comparto en el wall y que dan a entender mi posicion politica y social frente al contexto. Pero eso y la nada es lo mismo. En las redes sociales soy lo que soy, por el otro, por la imagen que el otro crea de mi.

***

El email también es un espacio extraño que guarda mis palabras y las de los otros. No se por que, pero nunca borro un email. Desde que lo tengo hasta hoy son más de 1500 mensajes acumulados. No tengo claro porque los conservo, pero creo que es una forma de hacer memoria. Aunque es una memoria confusa, porque realmente no recuerdo mucho de lo que hay, seguramente ni la mitad. Es un afan por conservar lo que alguna vez fue y que no puedo tocar. Estoy creando una memoria inconsciente. Que solo es memoria porque sé que está alli, pero no son recuerdos, porque  no despiertan ningún sentimiento.

Creo que estamos experimentando una realidad confusa; conocemos imagenes construidas de otros, recordaremos que les gusta, pero nunca sabremos quienes son.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 5 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: